miércoles, 18 de marzo de 2015

OISOE Reubica 10 Familias en El Pinar

La Oficina de Ingenieros Supervisores de Obras del Estado (OISOE) que dirige el Ing. Miguel Pimentel Kareh, son los responsables de la inversión para la construcción de diez casas en el Distrito Municipal El Pinar para igual número de familias que fueron reubicadas en este lugar el lunes 9 de marzo del 2015, debido a que los espacios donde vivían están situados en la ruta donde la compañía Blocks Investment reconstruye y amplia la carretera El Pinar-Los Corozos. Cuatro de las casas están ubicadas en la comunidad Los Palmaritos y las otras seis en terrenos conseguidos con el empresario agrícola Ambiorix Rossis gracias a una permuta con la compañía constructora.
El corte de la cinta fue realizado por el gobernador Félix Estrella como representante del Gobierno Dominicano en Ocoa, quien estuvo acompañado de el director de la Junta Distrital El Pinar, Juan Bautista Mordán, el Ing. José Ramón Cabrera, el empresario Ambiorix Rossis, además de dirigentes del PLD y aspirantes que quieren estar en todas las inauguraciones buscando cámaras como si fueran parte fundamental de los proyectos.
La mesa principal estuvo compuesta por el gobernador Félix Estrella y su esposa, el alcalde del Pinar, Juan Bautista Mordán, el Ing. José Ramón Cabrera representando Block Investment, y hasta una joven que preside un movimiento político del pre candidato a senador Estrella, mientras que el empresario agrícola Ambiorix Rossis, parte verdaderamente fundamental del proyecto, fue relegado a un segundo plano, muy a pesar de que fue el único que aportó a esta obra, de todos los que integraban la mesa principal, pero algunos aprovecharon este escenario para decir presente políticamente.
La actividad inició con la presentación de El Gran Momón y su conjunto típico, quien animó a los presentes con sus temas y algunas consignas de campaña política. Al final de la inauguración se ofreció una comida para los presentes; tanto el show artístico como la comida brindada, corrió por gastos de la empresa Blocks Investment, quienes construyen la carretera y las casas a las familias reubicadas.
Las palabras de bienvenida estuvieron a cargo de la Dra. Jaqueline Castillo, oriunda de esta comunidad, quien valoró como positiva esta obra. El Pinar es una de las comunidades que más ayuda necesita en San José de Ocoa, pero este tipo de obras solo son posibles cuando se trata de reubicación porque afectan el espacio de la carretera y no porque ven la necesitad existente, pues hay muchas personas más en condiciones deplorables, a las que se les pudiera construir un complejo multifamilial, pero no se visualiza la voluntad para eso.
En esos terrenos existen muchos espacios más disponibles para hacer un multifamiliar de calidad, con al menos 100 apartamentos a través del Instituto Nacional de la Vivienda (INVI), pero no hay la más mínima intensión de eso, sino el hacer política vendiendo a la gente que esas 10 casas fueron gestionadas por alguien en particular, cuando la realidad es que les corresponde a esas familias que fueron afectadas por la construcción de la carretera. Es claro que sectores políticos se han aprovechado de esa obra, para aparentar que hacen gestiones por Ocoa, presentando en los medios "narigoneados" una versión que no es real, como sucede en múltiples ocasiones.
En la actividad habló el director de la Junta Distrital El Pinar, Sr. Juan Bautista Mordán, quien dijo sentirse agradecido del gobierno de Danilo Medina por todo lo que está realizando en esa comunidad. Hay que decir que las obras viales que se construyen en el Pinar, tanto la carretera hasta Los Corozos, como hasta la Isleta, aparecen incluidas en el Presupuesto General de la Nación del 2013, por lo que el presidente Medina ha dado cumplimiento a esa ley, pero se dice que ambas obras no soportan una auditoria exhaustiva.
El discurso central lo ofreció el gobernador Félix Estrella, y como de costumbre señaló a gobiernos pasados de no invertir en las comunidades, por lo que señaló: "que ésta haya sido una de las comunidades más pobres de la provincia, se debe a que los que tuvieron la responsabilidad; a los que Dios les dio la oportunidad de tener el poder, nunca quisieron invertir en esa comunidad, más sin embargo, esos que pudieron hacer lo que está haciendo Danilo Medina, su tiempo prefieren perderlo criticando las acciones buenas que hace este gobierno." Hay que decir también que el gobernador Félix Estrella se hace acompañar en cada actividad con una "batería" de comunicadores que han sido colocados en puestos públicos, así como algunos de sus familiares, además de los pertenecientes a la Dirección General de Comunicación (DICOM).
Hay que recordar al gobernador, que hay una diferencia muy amplia entre crítica y exigencia de los pueblos, por lo que no se deben confundir, así como el pueblo reconoce las buenas obras que se hagan sin necesidad de alguien se las tenga que adjudicar, pero además, hay que decir que esa comunidad tiene su carretera asfaltada desde Ocoa al Pinar y energía eléctrica, gracias a un gobierno pasado, específicamente al del ex presidente Hipólito Mejía (2000-2004), y eso sí se llama desarrollo y responsabilidad. El empresario Ambirix Rossis le ahorró mucho dinero al Estado Dominicano en esta obra y es quien tiene todos los méritos por su desprendimiento, absolutamente más nadie, pues la empresa constructora trabaja con el dinero que pagamos los contribuyentes.
La institución que otorga los recursos para reubicar esas familias afectadas es la OISOE, a través de la compañía ganadora de la licitación de la carretera, Blocks Investment SRL. Se informó en la actividad de inauguración que la inversión estimada fue de unos 8 millones de pesos, aunque se dice que las casas no alcanzan el valor de los 400 mil pesos cada una por sí sola, a parte de las calles adyacentes y trabajos perimetrales.
El gobernador Félix Estrella explicó que esos recursos no fueron de su bolsillo ni de la Gobernación, pero que tradicionalmente lo que se hacía era que, cuando había una casita vieja de zinc y hojalata, las compañías constructoras en otros gobiernos les daban 10, 12 ó 15 mil pesos y los abandonaban por ahí a la suerte. También agradeció la ayuda de Ambiorix Rossis y reconoció su desprendimiento, para que esa gente pobre hoy pudiera vivir su vida tranquilos y decentes como ellos se lo merecen.
Una vivienda, que aunque no era de los afectados por los trabajos en la carretera, pero que fue entregada e incluida en el proyecto, fue la de la joven menor que dio a luz trillizos, a quien le habían construido una vivienda anteriormente, pero sin ningún tipo de estudio y se fue destruyendo debido a que el terreno no era factible y esa inversión se perdió. Esta vez tienen una buena casa para vivir y por largo tiempo, aunque hasta la fecha de escrito éste artículo, esa vivienda se ilumina con velas, lo que constituye un peligro, ya que hay 3 niños de meses y una menor madre habitando en ella y son vulnerables. En la foto aparecen los 3 niños trillizos con amigos y personas que los cuidan, pero no estuvo su madre al momento de la foto.
Siempre es importante que los pobres sean tomados en cuenta para darles una vida más digna y por eso abogamos para que los gobiernos realicen proyectos de vivienda o apartamentos a las familias necesitadas, sin que esos proyectos sean un barril sin fondo para hacer ricos a unos cuantos, a costa de todos. Pero es sorprendente como quieren jugar a la politiquería con el derecho de los pobres, y algunos medios de comunicación sin criterio y con falta de ética se convierten en cómplices de la mentira y medias verdades sólo para crear líderes de barro, y algunos beneficios efímeros.
Muy a pesar de la política en este acto de justicia a familias que vivían a la orilla de la carretera, saludamos que hayan sido reubicados como se lo merecen y ojalá que el Estado Dominicano pueda contemplar el levantamiento de un complejo habitacional que salga de su voluntad de servicio y no porque necesitaban el espacio donde vivían esas familias, pues hay otras tantas familias en peores condiciones en el Distrito Municipal El Pinar, porque viven en extrema pobreza y agonizan día a día, pero se mantienen vivos porque se han hecho inmune al hambre.